miércoles, 19 de octubre de 2011

Biografía del Caribe

James McConnell. La Santa María, 1960

El nombre familiar de la carabela de Colón era "La Gallega". Pero él, cuidadoso de mostrarse cristiano, la llamó siempre "Santa María". A las otras dos, dejó que las distinguiesen por sus apodos: "La Pinta", "La Niña". "La Niña" es la más linda y voladora: pocas barquitas de su tamaño cruzaron nunca tantas veces el mar: ahora vienen en ella veinticuatro personas. Hay que pensar en estas dos docenas de hombres, rezando La Salve, comiendo bizcocho, tomando vino y mascando ajos, en medio de un océano nunca antes cruzado, y yendo tras de una fantasía que no era la suya. Pero "La Niña" siempre ha sido de buenas: se llama "La Santa Clara". La "Santa María" es más señora y más grande e infortunada. Cuarenta hombres vienen en ella. En un puente que sólo tiene veintidós metros de largo, marinos de treinta y cuarenta años llegan revueltos con mocitos sin sombra de bigote. Éstos, cuando soplaba poco viento, se tiraban al mar, y nadaban en torno al barco, como si venir a descubrir un mundo fuera cosa de vacaciones. Así es la juventud. De una nave a la otra volaban chistes y palabrotas....

Biografía del Caribe
Germán Arciniegas