martes, 2 de abril de 2013

El Tao de la política

Thomas Cleary. El Tao de la política.

Enseñanzas de los Maestros de Huainan. (Siglo II a. C. )

Cuando la sociedad sigue un orden, un solo loco no puede trastornarla; cuando la sociedad es caótica, un solo sabio no puede aportarle orden.

Un buen jinete no olvida su caballo; un buen arquero no olvida el arco; un buen dirigente no olvida a la población. Si los líderes pueden amar y beneficiar realmente a la población, en ese caso todos los seguirán. Pero hasta un niño se rebela contra un padre  opresivo y desafecto.

Si eres consciente de cuándo tienes bastante, no caerás en la deshonra. Si sabes cuándo detenerte, no te pondrás en peligro.

Traducción de Fernando Pardo

El Tao de la política
Thomas Cleary