sábado, 13 de marzo de 2010

Palabra

William E. Gladstone, 1830. Retrato de W. H. Mote.

Es preferible escribir una palabra en la roca a cien sobre el agua o en la arena.

Escritos
William E. Gladstone

2 comentarios:

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

Cuentan que un joven y prolífico escritor de Tragedias increpó a Sófocles diciéndole que él, Sófocles, tardaba mucho es escribir una Tragedia, mientras que él, el joven escritor, podía escribir una Tragedia en un día.

Sófocles le contestó:

Jovencito, tus Tragedias tardarán en ser olvidadas lo mismo que han tardado en ser escritas. Las mías perdurarán más allá del tiempo..

Amigo Higinio, me ha encantado la frase que nos citas hoy.

Un cordial saludo,

Antonio

Higinio dijo...

Gladstone tiene razón. La palabra hay que fijarla, anclarla en el papel o en la roca para que no se la lleve el viento.Para que no se pierda.

Sófocles tiene razón, amigo Antonio.

Al menos en lo fundamental, o lo que entendemos por fundamental: El trabajo bien hecho conlleva tiempo y esfuerzo.
Sin embargo, también es cierto, que la rapidez o la tardanza en terminar una obra no dice nada del mérito de esa obra.

Un fuerte abrazo, amigo Antonio.