sábado, 22 de mayo de 2010

Cuando la mujer dice no

Fuente imagen: The Projet Gutemberg
Lisístrata: “No habrá nadie, ni amante ni esposo.../ que se me acerque empalmado.../ Y, en casa, sin toro, pasaré la vida.../ con túnica azafranada y bien adornada,.../ para que mi esposo se encienda muchísimo por mí,.../ y jamás, de grado, obedeceré a mi esposo.../ Y, si, no queriéndolo yo, me fuerza con violencia.../ de mal grado cederé y no me moveré al compás.../ ni levantaré hacia el techo mis zapatillas persas.../ ni me pondré leona sobre el rallador de queso.../ Si mantengo eso con firmeza, beberé de aquí,.../ pero si lo incumplo, ¡ de agua se llene la copa!”...

Lisístrata
Aristófanes

12 comentarios:

Marcelo dijo...

Aristófanes se me antoja nuestro contemporáneo. Recuerdo que era casado.

Carla Tormenta dijo...

Ni levantaré hacia el techo mis zapatillas persas...

Yo no tampoco lo haría...

Fascinante Lisístrata.

Gracias y besos

Ar Lor dijo...

Ciertamente, Aristófanes es moderno hasta las cachas y su sabiduría sobre las mujeres, tendrá algo que ver con que estuviese casado.
Ver "puesta" "una leona sobre el rallador de queso" y en el territorio propio de uno, tiene que subirle la moral al león más decaido.
La imagen que mencionas, Carla, "ni levantaré hacia el techo mis zapatillas persas", es espectacular...y tan visual. Imagino que dices que tu no lo harías, porque las que usas son de ballet.
Un par de frases más, de Lisístrata, que ponen los pelos de punta y algo más.

“Si permaneciéramos dentro empolvadas, / y con tuniquitas de Amorgos/ desnudas paseáramos depiladas por la delta, / y los varones se empalmaran y desearan cubrirnos, / y nosotras no aceptáramos, sino que nos abstuviéramos,/ las treguas harían rápidamente, bien lo sé”

“ Mas si el de dulce afecto, Eros, y la Ciprogenia Afrodita/ deseo en nuestros senos y muslos insuflan, / y crean tiesura amable en nuestros esposos y durezas cual garrotes, /creo que Lisímacas un día, entre los griegos, nos llamarán”
Un saludo y un beso, por este orden.

Carla Tormenta dijo...

Quería decir exacatamente que no levantaré hacia el techo mis zapatillas persas... si no quriéndolo yo, me fuerza con violencia.
Si el amor es el protagonista, levantaría mis zapatillas persas y hasta el tu-tú...

Carla Tormenta dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ar Lor dijo...

Está claro, Carla y lo del tu-tú, es espectacular y digno de Aristófanes.
Un beso

Gabrielle Dupré dijo...

Que bien que nos hagas recordar a Lisístrata!

Ar Lor dijo...

Gracias Gabrielle.
Muy fresco y positivo tu blog, Bella Nota.

elena clásica dijo...

Querido Ar Lor:

Esta obra es genial, divertida, modernísima, audaz, antibelicista, amorosa, llena de gracia femenina...¡y de lirismo! El fragmento que escoges, fantástico, lo ha comentado Carla: el marido se verá privado del baile de las mágicas zapatillas persas.
A mí, la imagen que más me arrebata es: "ni me pondré leona sobre el rallador de queso", me vuelve loca, es que si a una le da por ponerse leona y nada menos que encima del rallador de queso, ay....

Sí, sí, los pelos de punta:
"si desnudas paseáramos despiladas por la delta...."

Valientes y certeras en su decisión estas mujeres que hacen más válida que nunca esa bella sentencia de "haz el amor y no la guerra".

Bella Lisitrata, bella entrada, fantástico Aristófanes.

Besazos, querido Ar Lor.

Ar Lor dijo...

El amor apaga y enciende las guerras y el "empuje que en el guerrrero y la amazona" las metáforas sexuales de Aristófanes, provocan, no deja lugar a dudas.
Dichas metáforas, parecen provenir de un mundo "pleno de energía y sexualidad", pero igual o con parecidos problemas a los actuales del mundo.
Aristófanes, es "fantástico", como dices.
Besos, Elena

ANTONIO MARTÍN ORTIZ dijo...

rAmigo Ar Lor,

Felicidades por traernos a colación a la Lisístrata, para que la gente sepa que en Grecia también había escritores que reflejaban, cuando querían, los valores y los méritos que tienen las mujeres. Recordemos que en Griego el título de la obra significa La que destruye las Guerras.

Fue esta obra el primer intento de rebelión de las mujeres contra la política belicista de los Atenienses y, como todo el mundo sabe, la Primera Huelga de Sexo.

Recibe mi felicitación y un cordial saludo,

Antonio

Ar Lor dijo...

Querido amigo Antonio, aunque es evidente el hecho que representa Lisístrata y que tu mencionas: "como todo el mundo sabe, la Primera Huelga de Sexo",
te he de decir que este "matiz", había pasado totalmente desapercibido para mí,
pues mis ojos no ven mucho más allá de mis narices.
Un saludo, amigo Antonio